Google+ Badge

viernes, 4 de marzo de 2011

¿QUÉ LE PASÓ A NUESTRO AMOR?

El tema predominante en este Blog es "El Buen Amor". El que viene de Dios y por lo tanto se parece a su fuente divina y por eso es beatificante para los que pueden amar en forma parecida al Amor divino. 
Pero también existen dolencias que impiden o corrompen el amor. Lo hieren o lo matan.
A partir de hoy comienzo a publicar una serie de entradas sobre las dolencias del amor humano. 
Consecuencias del pecado original y de las culpas individuales de varones y mujeres. 
Me he ocupado de exponer la revelación divina acerca del varón y la mujer y de las consecuencias del pecado original para el amor entre ellos, en el libro titulado: 
"¿Qué le pasó a nuestro amor? Respuestas divinas a preguntas humanas" (Editorial Lumen, Buenos Aires, 2010, 144 págs.)
Como decía el Arcipreste de Talavera, Enrique Martínez de Toledo en el siglo XIII "Si el mal no fuese sentido, el bien no sería conocido". 
Aunque ocuparse del mal es una tarea algo ingrata, es sin embargo útil y necesaria. Porque muchos necesitan ser iluminados acerca de las deformaciones del bien. Sobre todo cuando se presentan como imposturas que confunden a las almas y las hacen víctimas de la hipocresía.
Así se ha dicho con razón que "el demonio es el mono de Dios" porque lo imita oponiéndosele, así también puede decirse que "el mal amor es el mono del buen amor" porque lo destruye, pero por impostura, proclamándose como el amor bueno y verdadero, e infamando a los que se aman bien y de verdad.