Google+ Badge

Mostrando entradas con la etiqueta gran. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta gran. Mostrar todas las entradas

viernes, 20 de enero de 2017


LA GRAN RAMERA DEL APOCALIPSIS

La última Luz
​Juan Manuel de Prada
Madrid ABC​

 4 de julio de 2016

Son muchos los lectores que me escriben inquietos, algunos muy lastimados en sus creencias, otros en un estado de angustia próximo a la pérdida de la fe, suplicándome que me pronuncie sobre tal o cual desvarío eclesiástico. 

Durante muchos años ofrecí mi jeta desnuda para que me la partieran los enemigos de la fe; hasta que, cierto día, empezaron a partírmela también (¡y con qué saña!) sus presuntos guardianes. 

Hoy atravieso una noche oscura del alma de incierta salida; por lo que, sintiéndolo mucho, no puedo atender las solicitudes de mis lectores angustiados, sino en todo caso sumarme a su tribulación. 

En cambio, les recordaré un pasaje de las Escrituras que, en momentos tenebrosos, conviene tener presente, para que no muera la esperanza. Y estas líneas serán las últimas que dedique a esta cuestión desgarradora. 

En una de las visiones del Apocalipsis se nos habla de la Gran Ramera, que «fornica con los reyes de la tierra» y «embriaga a las gentes con el vino de su inmoralidad». 

Esta Gran Ramera es la religión adulterada, falsificada, prostituida, entregada a los poderes de este mundo; y es la antítesis de la otra Mujer que aparece en el Apocalipsis, la parturienta vestida de sol y coronada de estrellas que tiene que huir al desierto, perseguida por la Bestia. 

Si la Gran Ramera simboliza la religión genuflexa ante los «reyes de la tierra», la parturienta representa la religión fiel y mártir. 

Estas dos facetas de la religión, que para Dios son perfectamente distinguibles, no lo son siempre para los hombres, que con frecuencia confunden a la una con la otra (a veces por candor, a veces por perfidia); y sólo serán plenamente distinguibles en el día de la siega, cuando se separen el trigo y la cizaña.

Entretanto, para tratar de distinguir esta religión prostituida hemos de guiarnos por los indicios que nos brindó Cristo: es la religión convertida en sal sosa, es la religión que calla para que griten las piedras, es la religión que permite la «abominación de la desolación», adulterando, ocultando y hasta persiguiendo la verdad. «Os expulsarán de la sinagoga –profetizó Cristo, en un último aviso a navegantes–. Y, cuando os maten, pensarán que están haciendo un servicio a Dios». 

Evidentemente, no se estaba refiriendo a la persecución decretada por los reyes de la tierra, sino a la persecución mucho más pavorosa impulsada por la Gran Ramera.

¿Cómo fornica la Gran Ramera con los reyes de la tierra? Allanándose ante sus leyes, transigiendo ante su dictadura ideológica, callando ante sus iniquidades, codiciando sus riquezas y honores, aferrándose a los privilegios y brillos con que la han sobornado, para tenerla a sus pies; en resumen, poniendo los poderes de este mundo en el lugar que le corresponde a Dios. 
¿Y cómo embriaga a las gentes con el vino de su inmoralidad? Adulterando el Evangelio, reduciéndolo a una lastimosa papilla buenista, enturbiando la doctrina milenaria de la Iglesia, cortejando a los enemigos de la fe, disfrazando de misericordia la sumisión al error, sembrando la confusión entre los sencillos, condenando al desconcierto y a la angustia a los fieles, a los que incluso señalará como enemigos ante las masas cretinizadas, que así podrán lincharlos más fácilmente. 
Al final esos fieles serán muy pocos; pero, a cambio, serán terriblemente visibles, provocando el odio de la religión prostituida, que los perseguirá hasta el desierto: «Y seréis odiados por causa de mi nombre, pero el que persevere hasta el fin, ése será salvo».
Entretanto, Dios mantendrá sus promesas sobre la permanencia e infalibilidad de sus palabras: «Cielo y tierra pasarán, mas mis palabras no pasarán». Y esa última luz será nuestro único consuelo, mientras nos invade la noche oscura del alma.

viernes, 31 de agosto de 2012

¿CÓMO HACER PARA OLVIDAR UN GRAN AMOR? (4 de 4)

UNA CONSULTA DE SONIA Y MIS RESPUESTAS

DESCUBRÍ A JESUCRISTO, EL NOVIO DE MI ALMA

Un primer acto en la historia de Sonia quedó registrado en El Blog del Buen Amor en las entradas del 1, 7 y 14 de agosto del 2009 y el 5 de Octubre de ese año. Hoy vuelve a visitarnos y nos deja este testimonio acerca de otro acto, más doloroso pero más glorioso que el primero.

 “Lo primero que se piensa es que Jesús es esposo de las consagradas y nada más... pero lo es de toda mujer...” […] “En Semana Santa, el viernes, yo le dije a Jesús que aunaba mi soledad a la suya en la Cruz, cuando se quedó solo... y anoche le dije que unía a él, también, mi deseo de ser amada pues Él también tiene ese deseo y mi deseo de amar pues Él también lo tiene... y conversando quedaba sorprendida pues le decía que ahora sí que me daba cuenta de lo mucho que sufre por nosotros...” 

 4.- Padre Horacio:
 Leí los dos links que me envió. Me gustó mucho lo del amigo del Novio que era el papel de Juan el Bautista y en el caso suyo también, que nos conduce al pueblo, a la gente sin pastor a quien es la Vida y el Amor, al Novio de nuestras almas.

 Me parece increíble que seamos pocas las mujeres que aceptamos a Jesús como esposo... !Será que no lo conocen!... o será que no lo saben, pues lo primero que se piensa es que Jesús es esposo de las consagradas y nada más... pero lo es de toda mujer... Jesús tenía un respeto y amor enorme por cada una.

 Lo de mi noviazgo con Jesús recuerdo que se lo comenté a un amigo francés muy devoto de la Virgen -reza tres Rosarios al día- y me dijo: "!Ah no, es que yo no quisiera a Marie como novia!... porque además quiero una aquí de carne y hueso" me hizo reír mucho.

Yo le dije que no, que en su caso no importaba pues María es nuestra Madre... y el que yo quiera a Jesús como novio no quitaba que podía tener uno acá en la Tierra, también.

 En Semana Santa, el viernes, yo le dije a Jesús que aunaba mi soledad a la suya en la Cruz, cuando se quedó solo... y anoche le dije que unía a él, también, mi deseo de ser amada pues Él también tiene ese deseo y mi deseo de amar, ¡pues Él también lo tiene!... y conversando con Él

viernes, 24 de agosto de 2012

¿CÓMO HACER PARA OLVIDAR UN GRAN AMOR? (3 de 4)

UNA CONSULTA DE SONIA Y MIS RESPUESTAS

 Un primer acto en la historia de Sonia quedó registrado en El Blog del Buen Amor en las entradas del 1, 7 y 14 de agosto del 2009 y el 5 de Octubre de ese año. Hoy vuelve a visitarnos y nos deja este testimonio acerca de otro acto, más doloroso pero más glorioso que el primero.

 “…reconozco que esta es mi oportunidad, este es mi tiempo para volverme más Suya, de una vez y para siempre, enteramente Suya. Una mujer de Cristo, la esposa de Cristo”... "Yo anotaré la fecha de hoy como la del Sí definitivo que daré a Jesús, para siempre y desde Siempre, porque Él es el AMOR, Novio de mi alma". 

 3.- !Gracias Padre Horacio!...

 No sé cómo agradecerle su dedicación paternal, aún a pesar de las altas horas de la noche. Definitivamente, nada pasa por casualidad, Jesús eligió esta Semana Santa para que el Espíritu Santo me soplara algo en el corazón y ahora, hoy, Jesús me plantea a través de usted, su propuesta y su Amor.

Yo le diré Sí, siempre y me siento muy contenta aún cuando hay una parte mía que sufre.

Siempre había contemplado con especial fascinación aquel pasaje bíblico del encuentro de Jesús con la mujer samaritana... En muchas ocasiones me he querido sentir como ella, la privilegiada que lo encontró en su camino
¡Y no sabía que el pozo era lugar de encuentros esponsales, como usted me lo ha dicho!... No lo sabía y he quedado encantada.

Y resulta, padre, que curiosamente yo también tuve "cinco maridos"... aún cuando en mi caso fueron "cinco ilusiones"... pero fueron ilusiones, amores que habitaron mi corazón, se hospedaron en él durante años... y me dejaron despojada porque nunca fueron reales ni me ofrecieron la realidad de un amor.

viernes, 17 de agosto de 2012

¿CÓMO HACER PARA OLVIDAR UN GRAN AMOR? (2 de 4)

UNA CONSULTA DE SONIA Y MIS RESPUESTAS

DESCUBRIÓ EL NOVIAZGO CON JESÚS
 Un primer acto en la historia de Sonia quedó registrado en El Blog del Buen Amor en las entradas del 1, 7 y 14 de agosto del 2009 y el 5 de Octubre de ese año. Hoy vuelve a visitarnos y nos deja este testimonio acerca de otro acto, más doloroso pero más glorioso que el primero.

 “Ahora entiendo lo que sentía en mi corazón desde Semana Santa” […] “El viernes santo, sumergida en tanto dolor... de pronto se me vino el deseo interior de algo que nunca antes había sentido con tanta claridad, aún cuando no era la primera vez que se me cruzaba la idea... una idea que nunca la había sentido con la seriedad y el ímpetu de ese momento, pensé... ¡Voy a ser la novia de Jesús!... y esa noche se lo dije: !Quiero ser tu novia…!” 

viernes, 10 de agosto de 2012

¿CÓMO HACER PARA OLVIDAR UN GRAN AMOR? (1 de 4)

UNA CONSULTA DE SONIA Y MIS RESPUESTAS

OYE LA INVITACIÓN DEL SEÑOR A SER SU NOVIA Y ESPOSA

Un primer acto en la historia de Sonia quedó registrado en El Blog del Buen Amor en las entradas del 1, 7 y 14 de agosto del 2009 y el 5 de Octubre de ese año. Hoy vuelve a visitarnos y nos deja este testimonio acerca de otro acto, más doloroso  que el primero, pero, en la fe, más glorioso

Padre: “Mi gran pregunta es: ¿Cómo hacer para olvidar?, ¿Cómo hacer para salir y dejar ir a alguien que no nos quiere como nosotros queremos que nos quieran”.
Hija: “No se trata de olvidar, sino de que ya no te duela de esa manera tan cruel esa memoria... Oye la invitación del Señor a ser su Novia y Esposa”

 1.- Estimado Padre Horacio:
 Reciba un saludo grande desde mi país. Hace mucho que no me comunico con usted pero siempre entro al blog para enterarme de las buenas cosas que publica, gracias por estar ahí, ayudando a los que creemos que tenemos vocación para el matrimonio aunque nos cueste el largo camino que hay que recorrer para encontrar el amor.

Padre, le pido que me ayude con sus oraciones, pues estoy atravesando una situación muy difícil. El joven que conocí hace tres años y medio por catholic net, por las dificultades que tuve para ir a su país, se cansó de nuestra relación y ahora me he enterado que está emprendiendo algo con otra chica. Enterarme de esto ha sido para mí muy doloroso... me da mucha tristeza y mi gran pregunta es: ¿Cómo hacer para olvidar?, para salir y dejar ir a alguien que no nos quiere como nosotros queremos que nos quieran.

 A veces las esperanzas son una tentación, pues me da por pensar que puede regresar, etc. etc...